25/5/06

La Maternidad



Siempre supe que tenía el instinto materno muy desarrollado pero hasta que no te pones en situación no sabes como reaccionará tu cuerpo y tu mente. Creo que me sentí madre desde el día que vi la raya rosada en el Predictor, pero hasta el día que le vi la carita a mi niño, era como si estuviera soñando, parecía todavía lejano, que 9 meses dan para mucho; mientras vivía pensando en ese momento magico en que se cruzarían nuestras miradas.
Cuando él se retrasaba y nos hacía esperar (a mi y a su papi) en pleno cuelgue de oxitocina y anestesia, arropada por el amor de padre que esperaba a los pies de esa cama super moderna, pensaba en como sería su carita, sus pies, su pelo, sus ojos...
Al final él no quiso salir prefería esperar y quedarse un ratito más, pero pasó la señora Cesárea y me lo trajo.
Por fin, pasó ese trance del "alumbrado" y se enciendió el letrero de "SOY LA MADRE MÁS FELIZ DEL MUNDO" .
Nunca me imaginé que se podría querer tanto en menos de un minuto, bastó con mirar su cara y que me mirara con esos ojitos de boxeador. Pensé, ya lo tenemos con nosotros, y me bastó con enchufarle a mi pezón para que fluyera todo ese amor que había guardado para él durante toda mi vida.

1 comentario:

cuarzonegro dijo...

Jo que bonito! Yo la verdad que cuando vi a mi peque se me saltaron las lagrimas de emoción, y eso que venia puestisima despues de dos epidurales y una anestesia general, ya que estuve 34 horas de inducción y al final me tuvieron que hacer cesárea, pero la carita de mi niña.... uf! que cosita más maravillosa. Lo mejor del mundo,és mi vida...mi Olaya preciosa! Felicidades por ese peque guapa!